Etiquetas holográficas

Una pieza fundamental en el proceso actual de matriculación, además de las placas de seguridad para vehículos, son las calcomanías holográficas para los parabrisas o la propia matrícula (placas). 

Éstas dan fe de que el vehículo fue registrado correctamente y, además, ofrecen otras posibilidades de uso, por ejemplo, como certificados para aseguradoras y TÜV o certificados de impuestos.

Calcomanías holográficas para las matrículas de vehículos

Las calcomanías holográficas autoadhesivas para su aplicación sobre matrículas de vehículos se colocan a mano sobre la matrícula fabricada y concluyen el proceso de matriculación. Esta calcomanía holográfica con efecto de arcoíris puede, entre otros, servir como certificado de matriculación o impuestos, ya que debe renovarse cada año. 

Para personalizarlas, las calcomanías pueden rotularse con láser o impresora de termo transferencia – por ejemplo, con número de registro, números de serie o códigos de barra. Las placas están diseñadas para uso exterior y, por lo tanto, son resistentes a la radiación UV y a la intemperie. Gracias a su composición de diversas capas cuentan además con un efecto de autodestrucción, si se intenta retirarlas de la matrícula.


Calcomanía holográfica para el parabrisas (3ª placa del vehículo)

Además de las calcomanías holográficas para las mátriculas, recomendamos el uso de una calcomanía holográfica para el parabrisas (llamada “3ª placa del vehículo”). El uso de una tercera placa minimiza el riesgo de reutilización de placas robadas, ya que establece una relación directa entre el vehículo y la matrícula. Asimismo, las calcomanías holográficas para parabrisas pueden utilizarse para la certificación de la renovación anual de TÜV, inspección, impuestos y seguro. 

Verificando y comparando a la tercera placa con las matrículas metálicas del vehículo, cualquier usuario puede confirmar rápidamente y sin ayuda de otros medios técnicos la correcta matriculación de un vehículo. Todos los datos – también en formato legible de forma electrónica – pueden incluirse en la pegatina para el parabrisas por medio de una impresora láser o de termo transferencia. Gracias al efecto de autodestrucción, las calcomanías holográficas para parabrisas no pueden pasarse de un vehículo a otro. De este modo se pone freno al uso de matrículas de vehículos robadas.


Download Security Flyer